sábado, 7 de abril de 2012

me ha costado ochenta pintar como...


Pablo Ruiz Picasso nació en la ciudad andaluza de Málaga, el día 25 de octubre de 1881, concretamente en el número 36 de la Plaza de Riego. Posiblemente el más genial de los pintores modernos vió por primera vez la luz del mar Mediterraneo, luz y color que reflejaría a lo largo de toda su obra. Empezó pronto su afición por la pintura y el dibujo, alentado por sus padres: D.José Ruiz Blasco, profesor de la Escuela de Bellas Artes de la capital andaluza y María Picasso López. 


Cuenta una leyenda que en 1940, con París ocupada por los nazis, un oficial alemán, ante la foto de una reproducción del Guernica, le pregunto a Picasso que si era él el que había hecho eso. El pintor respondió: "No, han sido ustedes".


Comentaba que cuando le decía que era demasiado viejo para hacer alguna cosa, procuro hacerla enseguida...

La actividad pictórica de Pablo Picasso comenzó a una edad muy temprana, con sólo 11 años fue admitido en la Escuela de Bellas Artes de La Coruña. Este lienzo lo empezó con 14 años años y demuestra el dominio que poseía del color, la composición y la técnica.

Una frase atribuída al pintor Malagueño en los últimos años de vida sentenciaba: "... a los quince años pintaba como Velázquez, y me ha costado ochenta pintar como un niño...". Posiblemente ninguna de las dos cosas sea verdad, pero sí reflejaba la necesidad que sentía de explorar e innovar en nuevos campos artísticos desde el principio de su carrera.