lunes, 7 de marzo de 2011

El cómo, el cuándo y el por qué...!

A veces escoger el momento inadecuado, por adecuado que sea lo que creamos o pretendamos realizar, puede no tener el resultado deseado. Hay que acertar al elegir el lugar, es vital conocer a la otra persona y tener claro que nuestros pensamientos inexorablemente se enfrentaran a la realidad y este enfrentamiento nos dará la respuesta al por qué aún pensando y creyendo que se hace lo adecuado la respuesta no ha sido la esperada...



Es verdad que muchas veces parece ser que "El querer está reñido con el poder", más allá del dicho popular de "Querer es poder", y que muchas más veces nuestra autoindulgencia esta reñida con lo necesario y aceptable...!.
Sencillamente no lo llevo bien por la parte que me toca...


Max