jueves, 6 de mayo de 2010

La realidad...


Esto es muy cortito, tremendamente claro y se aplica al 100% a nuestra realidad social.
Todo lo que una persona recibe sin haber trabajado para obtenerlo, otra persona deberá haber trabajado para ello, pero sin recibirlo...

El Gobierno no puede entregar nada a alguien, si antes no se lo ha quitado a alguna otra persona.

Cuando la mitad de la personas llegan a la conclusión de que ellas no tienen que trabajar porque la otra mitad esta obligada a hacerse cargo de ellas, y cuando esta otra mitad se convence de que no vale la pena trabajar porque alguien les quitara lo que han logrado con su esfuerzo, y eso... mi querido amigo...

                            ...es el fin de cualquier nación.
          "No se puede multiplicar la riqueza dividiéndola".


Adrian Rogers
1931.

Link como siempre: